Cuando menos lo esperas
Gaizka Azkarate Saez | gaizkarate

1.5/5 - (2 votos)

Ella era una joven sería que dedicaba su tiempo a su trabajo y a su familia.

Una joven abogada de éxito, cerrada al amor por culpa de una dolorosa experiencia.

Una joven que vivía en la ciudad, encerrada entre cuatro paredes, cerca de sus familiares y de sus amigos, y que siempre tenía la esperanza de huir al mar, cerca de la playa donde poder respirar un poco de paz.



Él era un joven ilusionado con poder triunfar en todo lo que intentaba. Sin un trabajo estable, viviendo de alquiler, sin pareja y sin familia, buscando la forma de poder vivir sin agobios. Pero siempre feliz, positivo, esperando la oportunidad de lograr algo de lo que sentirse orgulloso.



Un día el destino les quiso unir. Se encontraron casualmente en el norte, cerca del mar. Ella estaba de vacaciones, el trabajaba en el lugar. Quedaron para tomar algo. La conversación y el embrujo de la luna reflejada en las olas del mar hizo el resto.



El muro que cerraba el corazón de ella se vino abajo, y el sintió algo que hacía tiempo no sentía. Disfrutaron esa noche y las noches siguientes en que estuvieron juntos.



Una bonita historia con una moraleja. Cuando menos lo esperamos, nace el amor. Así que no perdamos la esperanza nunca.