DE CAMINO
Shani Gerszenzon | Escarlata

4.4/5 - (5 votos)

“Igual llego unos minutos tarde, el metro va a pedales”

El WhatsApp le habrá quitado parte de su encanto a las primeras citas, pero lo cierto es que práctico es. Mejor ralentizo el paso un poco entonces. No me gusta ser la primera, prefiero poder verle de lejos antes.

La tercera cita Tinder de este año, y solo estamos en Febrero. ¿Aplica en este caso eso de “a la tercera va la vencida”?

Uf, por favor, que me guste. Aunque sea un poco. Que quiera verle una segunda vez, con eso por ahora me conformo. Bueno, y que no sea tan bajito como el de la última vez.

“Ok, tranqui, yo voy andando así que ralentizo el paso”

Guay, con suerte aún soy el primero en llegar. Lo prefiero, así la veo de lejos y es ella la que tiene que acercarse.

Uf, espero que no esté cabreada. Puto metro. Igual le parezco un pringado por no tener coche o moto. Aunque dijo que le iba el rollo eco… Pues el metro es eco.

¿Estará tan buena como en las fotos? Seguro que no. Pero no usa filtros y tiene una mirada bonita.

Uf, espero no cagarla diciendo alguna gilipollez. Como la última vez, que no sé cómo acabé metiéndome con Obama.

“Vale, perfecto. Perdona, es que la línea 6 es lo peor. Me he llegado a plantear mudarme de barrio, solo para no tener que cogerla”

Tiene algo, es divertido. Un poco ñoño de más, tal vez. Hay cosas que por el chat se notan en seguida. Pero lo compensa con un humor un punto ácido. Creo que dijo que le gustaba The Office, ¿no? Eso siempre es buena señal.

“Jajaja. Por eso yo siempre prefiero ir andando”

Es de risa fácil, eso me encanta. ¿Cuál fue es chiste que le conté por chat que le gustó tanto? Tengo que pensar en alguno parecido para luego. También tengo que encontrar la forma de sacar el tema de la guitarra. Eso seguro que le mola. A ver, dijo que le gustaban los Beatles, el rollo “guitarrero” le mola seguro.

“Bajando del tren, ¿te veo en la boca del metro?”

Uy, espero que no sea de esos que necesita reportar por WhatsApp cada paso que da antes del encuentro. Joder, ya estoy sacándole defectos sin conocerle. Ni que yo fuera perfecta. Tengo que cambiar las fotos del perfil. En la de la playa salgo demasiado mona, mejor rebajar las expectativas.

Venga, a ver, mente abierta, déjate sorprender. El chico te gustaba, te ha hecho gracia.

Por favor, que quiera verle una segunda vez.

“Sip. Yo estoy a dos calles, ¡al final llegas tú antes!”

Perfecto. Y no suena que esté cabreada. Por chat pintaba muy bien, una tía relajada, alegre, sin demasiadas taras. Las tendrá, claro. Yo también los tengo. La historia es que no choquen demasiado las suyos con los mías.

Mejor eso ahora no pensarlo. Creo que la veo. Es un poco más bajita de lo que creía, genial.