1335. LOS PADRES DE GABI
javier díaz montero | Javi Díaz

Gabi tiene 25 años y a día de hoy sigue viviendo con sus padres, esperando a que llegue el día en el que se independicen. Con su padre guarda la misma relación que con un vecino: se saludan. Eso a pesar de tener bastantes cosas en común, como que a los 2 los mantiene su madre. Siempre fue un hombre chapado a la antigua, o como se suele decir, machista. Ahora sigue siendo machista pero plancha.
El padre de Gabi pasa la mayor parte del tiempo en el sofá, con una mano en el mando y otra en el mando de la tele. Empezó viendo las películas del oeste que ponen en Telemadrid después de comer y ahora solo va al baño si se lo dice Ferreras. Por navidad, Gabi y su madre le regalaron un cortavientos para cada vez que abrían la casa para ventilar. Sabéis los animales nocturnos… ¿Que por el día duermen y por la noche están activos? Pues el padre de Gabi es igual pero por la noche duerme. Duerme tanto que sus amigos le llaman Sumaker. Al no tener trabajo, se suele apuntar a cursos para que la madre de Gabi piense que hace algo con su vida, pero no es fácil dar otra sensación cuando son online. El otro día se examinó de monitor de ocio y tiempo libre, suspendió ocio.

Por el otro lado está la madre de Gabi: Amparo. Amparo es una madre normal, de las que cuando se le cae algo al suelo dice “Ale, de ahí no pasas” Lo malo es que trabaja en un asilo. Por el contrario que su padre, la madre de Gabi es una mujer bastante activa e independiente, y hace años se prometió a si misma que no esperaría a prejubilarse para disfrutar. De hecho, los padres hace un tiempo que se separaron, pero ninguno quiso a dar el brazo a torcer en el divorcio, así que los 2 siguen viviendo en la misma casa, cada uno con su orgullo. Esto hace que se den situaciones que Gabi ha acabado por normalizar, como que su madre suba a hombres que acaba de conocer a casa. Llegan, entran a la habitación y se van. Mientras su padre ahí, con Clin Eastwood. A veces incluso sube algún amigo de Gabi y Gabi está encantado. Suben, se acuestan con su madre y se echan unos fifas. Es tierno cuando hombres de la misma edad que su madre intentan llevarse bien con Gabi, se interesan por él, le hacen preguntas tipo… “¿Tienes cargador de Android?”