Primera cita
Toñi Magdalena Jiménez | Toñi Magdalena

4.3/5 - (228 votos)

Mantenía los pies en remojo y seguía observando como nadaban mis amigas. Se estaban alejando demasiado jugando al «pilla, pilla» pero eso no me preocupaba, al contrario, su lejanía me permitiría encontrarme con Fausto, sin testigos, por primera vez.

Seguía disfrutando del frescor del lago pero tuve conciencia de los pasos sigilosos detrás de mi espalda. Fausto querría sorprenderme pero temo que me abrace fuerte y sin querer me empuje al agua, él sabe que aún no he aprendido a nadar, se lo digo a todos en nuestra primera cita.